domingo, 25 de noviembre de 2012

nyo

Ajam... Bueno, resulta que vi este video:
http://www.spankingtube.com/video/19736/rosaleen-young-free-full-movie
Y........ Me inspiro una historia. Aca es donde yo añado una linea mas a mi librito de pecados cuando me vaya al infierno. Y bue... es una historia ficticia, no me jodan. De todas formas, y como siempre, me termine encariñando con la protagonista por lo cual no pude ser lo suficientemente sadico. No porta, como siempre todas las historias de spank son cliche, incluyendo esta. Enjoy!!! Ah, puse un titulo tipico asi la gente se ve atraida al leer.
Basta por favor!!!
 
 
Romina se sento a solas en el recreo. No tenia ganas de hablar con nadie y sus amigas lo sabían. La profesora la había advertido varias veces, y otra vez era mandada a dirección. La directora le había advertido que la próxima vez que volviera a dirección no se escapaba de una nalgueada.
-          Estupida vieja de mierda...- Dejo escapar Romina en voz alta. En su escuela los castigos no eran comunes. Pero a la vieja sadica de la directora le encantaba darlos parece, asi que alguna vez al mes alguna de ellas lo recibia.
-          Que pasa romina?- Pregunto una de sus amigas acercándose. Romina no le respondió y se aparto malhumoradamente. Finalmente llego a dirección, y golpeo la puerta.
-Pasa- Escucho, y romina seriamente ingreso.
- Leeme que dice esa nota- Dijo la directora, refiriéndose a el papel que llvaba romina.
Romina hizo un breve silencio, estaba un poco nerviosa, luego leyó :
"Debido a reiteradas faltas de conducta, llegadas tarde, y no cumplimiento con sus tareas, la señorita Gonzalez es enviada nuevamente a su oficina"
 
La directora hizo un silencio, tomo su silla y se sento. Romina se sonrojo: Ella odiaba eso...
-          Ya sabes que te espera, te lo adverti la ultima vez- dijo la directora, firme, pero serenamente.
Romina hizo una sonrisa débil... Mas alla del rechazo hacia el dolor como toda persona normal, ella odiaba tener que recostarse sobre las piernas de su directora. Sabia que a otras chicas le daba azotes con la vara o la regla, pero por que a ella la tenia que recostar sobre sus piernas? Le hacia acordar cuando era una nena y su papa la nalgueaba cuando rompia algo.
Romina lentamente camino al lado de ella, observando sus piernas. Se recostó sonrojándose, y la directora firmemente la tomo, y la acomodo. Le daba mucha vergüenza que debido a su altura, le era difícil tocar el suelo con sus piernas o sus manos. Sintio su falda levantarse. - Odio esto!!!- Protesto sin querer en voz alta. Y sintió el primer chirlo. Podia aguantarlo... al resto de las chicas le pegaban con reglas o peor, varas, ella sabia que podía aguantar solo unos chirlos con la mano.  Movia la cadera de lugar a lugar, intentando no quejarse por cada chirlo, muriéndose de vergüenza por la situacion y recordando sus castigos de niña. El dolor sorpresivamente para ella... o mejor dicho como siempre pasa, comenzó a aumentar progresivamente. Cada chirlo comenzó a doler bastante, la directora tenia una mano dura. Lentamente comenzaron las quejas, aunque ella intentaba evitarlo. Antes de que el castigo comenzara a tener mas efectividad de la deseada, Romina utilizo su única carta: - Le voy a contar a mis padres de esto!-
Escucho levemente una risa,  luego de eso escucho a la directora decirle: Esta bien, te mando una nota en donde aclaro que fuiste castigada para que tus padres la firmen. Pero de esta no te salvas, ya tuviste 3 advertencias.
 
Romina apretó los dientes, y comenzó a intentarse escapar. - No quiero!!!- Protesto pataleando e intentando escaparse. La directora tomo sus manos, posicionándolas sobre su espalda, y aumento mucho el ritmo de las nalgadas. Empezaba arder mucho, era humillante, doloroso y no podía escaparse. Romina pataleo, hasta cansarse y darse cuenta que no tenia escapatoria. Enfadada, grito: Te odio, soltame!!
-          Me odias? Odiate a vos misma, por meterte en este problema a pesar de las advertencias.- Respondio la directora.
Ella parecía no cansarse nunca, a pesar de que romina ya estaba agitada y muy adolorida, continuaba dándole chirlos con mucha intensidad. Romina continuaba quejándose y moviéndose, esperando que su castigo termine. La bronca la hacia patalear por cada azote y sacudirse, ya cansada y sintiendo que no tenia escapatoria, comenzó a llorar. - Ya basta por favoooor... y aparendi, me voy a portar bien!!!- Se quejo.
La directora dio un par de chirlos mas y la hizo levantarse. Adolorida, comenzó a frotarse la cola, y luego le grito a la Directora: Te odio vieja estúpida!!- E intendo huir corriendo. Pero esta la tomo del brazo rápidamente, y luego le dio un fuerte tiron de oreja para luego tenerla agarrada.
-          Ves por que siempre te tengo que castigar recostándote sobre mis piernas? Todas las chicas saben que cuando son mandadas aca a recibir un castigo, lo minimo que tienen que hacer es recibirlo como señoritas. No sos castigada por que si, tuviste advertencias de sobra y encima me insultas?- Protesto la directora, llevándola a la mesa. 
Ademas del fuerte ardor en su cola, y el saber que le esperaba otro castigo, romina se sentía humillada. Ya no importándole mas nada dio un pisotón al piso, y se recostó sobre la mesa llorando. Ahí escucho el chiflido de la vara cortando el aire.
-          No por favor...- Suplico romina.
-          Si sos tan grande para responderme asi, también lo sos para recibir la vara. Te daba chirlos solo con la mano por que sos una chiquilina. Pero parece que ya creciste bastante no es asi?- La regaño la directora. - Los vas a contar, van a ser 5. Y mientras lo contas, pensa en lo mucho que te mereces lo que te esta pasando.- Aclaro.
El primer azote corto el aire, antes de azotar contra la ya roja piel de romina.
AHHH!- Romina intento contener el grito, pero aun asi lo solto muy fuerte.
 Uno!!!- Grito luego.
-          Uno Directora... Y sin gritar, que por gritar fuerte no te voy a pegar mas despacio- Aclaro la directora.
-          Uno directora...- Dijo Romina despacito. Y luego pego otro grito ahogado.
-          DOS!!! Directora...- Continuo contando. Asi hasta llegar hasta 5. Al llegar a 5, la Directora la tomo de la oreja, llevándola al rincón. - Estoy muy decepcionada de tu comportamiento- Afirmo- Y de esto se van a enterar tus padres. Ahora pensa en lo que hiciste, por que si te seguís portando asi, vamos a tener que volver a castigarte.
Humillada y adolorida, Romina permaneció en el rincón. Los primeros minutos solo pensaba en lo mucho que le ardia la cola... y que nunca perdonaría a la directora por haberle hecho eso. Sin embargo, y cuando dejo de llorar y comenzó a tranquilizarse reflexiono un poco. Cada 3 semanas terminaba pasando lo mismo... A veces sentía que era necesario esto. Otras chicas eran castigadas por causas mayores, pero ella sabia que ninguna hacia el escándalo que ella hacia. Era la primera vez que le habían dado con una vara, y sin embargo pudo resistirlo. Quiza lo suyo no era... mas que un berrinche. - Romina, Sali del rincón y veni, no te preocupes, ya podes frotarte la cola- Dijo la Directora seriamente. Romina salió, con sus rodillas flexionadas, intentando aliviarse el dolor.
La directora tenia una nota, en donde notificaba del comportamiento de Romina a sus padres, y de paso, aclaraba la forma en como fue castigada por infringir reiteradas veces las normas y faltarle el respeto a la autoridad. - Firmalo vos también romina.- Dijo la directora fríamente. Romina rompió en llanto otra vez. - No por favor, no le avise a mis papas!!!- Suplico desconsoladamente.
La directora la observo, llorando como una niña pequeña, limpiándose las lagrimas con la manga de la camisa, e incluso sacándose los mocos con las manos.
-          Que voy a hacer con vos...- Suspiro la directora. Y luego fue a su escritorio. - Seguro fue a buscar la Regla- Penso romina, y continuo llorando. Pero era lógico, ella continuaba desobedeciendo. Y si, al final era solo una niña malcriada. La única que se encargaba de corregirla era su Directora, ella no estaba acostumbrada a esos castigos. La directora volvió... con un pañuelo, le limpio las lagrimas y se lo dio. - Sonate la nariz...- Dijo indiferentemente. Romina lo hizo, y aun acongojada, respondió "Gracias..." .
-          No te hago mandarle la nota a tus papas con una condición- Aclaro la directora.
-          C-Cual?- Pregunto Romina.
-          Dame un abrazo. - Dijo la directora.
Romina la abrazo y ella le dijo: No quiero volver a castigarte esta bien? Tenes que comportarte.
Romina asintió con la cabeza, luego de eso la separo.
-          Tenes que volver a clases, anda al baño, lávate la cara y volve.-
Romina volvió a asentir, se acomodo el uniforme y se fue al baño.
Luego de lavarse la cara y arreglarse el peinado, se vio la cola en el espejo.
-          Que roja que esta... Ay... y como duele- Protesto Romina. Con un poco de agua fría intento aliviar el dolor en vano.
Camino aun inestable emocionalmente por el pasillo hasta su aula, y al verla aun en clase golpeo la puerta antes de entrar. Al hacerlo todos giraron a verla a ella.
-          Donde estaba señorita que llego tan tarde?- Pregunto la profesora.
-          E-En dirección...- Dijo Romina sonrojándose.
-          Esta bien, proceda a sentarse!- contesto la profesora.
-          Si puede ¡!!- Dijo una de las alumnas y el resto se rio. Romina se sonrojo vivamente y camino hasta su pupitre sentándose e intentando disimular la cara de dolor.
-          Maribel! Tus bromitas me tienen cansada, te quedas afuera de la clase, y cuando llegue el recreo te vas también a dirección.
Romina intento concentrarse en la clase, a pesar del gran ardor en sus nalgas, aumentado por el hecho de que todo su peso se concentraba en ellas. Al final de la clase sus amigas se acercaron.
-Romi, te sentís bien?- Dijeron.
- No les importa... váyanse.- Respondio Romina.
Las chicas se fueron, y cuando el aula al fin se encontraba sola, romina saco su pulover de la silla, saco los utiles dentro de su mochila, metió el pulover dentro de esta y lo uso de almohadón. Luego se sento sobre el, y acosto su cabeza sobre la mesa intentando dormir un poco.
 
La directora, guardaba los instrumentos, afuera tenia un par de chicas esperando su turno de disciplina.
-          La primavera las tiene revolucionadas parece..- Penso la directora. Luego pensó un poco en Romina. Sonrio levemente, puso la regla y la vara sobre su escritorio y exclamo: Que pase la primera!
 

Quiero lectores!

Ajam, deje desactualizado este blog. Y ... a pesar de postear en el forito ese, casi nadie me leyo. Entonces bueno... sera cuestion de jugar de local! Estoy intentando dejar un poco el ageplay, darle unas merecidas vacaciones a vane, y explorar mi lado dom. Un toque masd de perversion, de sadismo, y de sexo why not. De hecho, 7 años, fue escrita por mi lado dom. El resto de las historias las escribio vane. Asi que puede que esta historia les guste. Fue hecha para una amiga hace muchos años, amiga a quien como decirlo..... le queria entrar o.o De hecho estaba enamorado, pero en fin. Enjoy! La recicle, asi que es una version postmodernista.

Teach me Sir
"Uniforme Escolar". La orden era usarlo, si, era obvio. Y tenia la casa sola, y X le habia propuesto realizar algo alli.  - En fin- Penso ella. Es una fantasia comun entre los hombres las colegialas. Busco su falda de la secundaria y formas de acortarla, pero no encontraba. Al menos hizo algo clasico con su camisa, atandola en un nudo. Se dejo la corbata suelta, parecia un lindo detalle. Un par de zapatos, colitas y tara! Era una tipica colegiala traviesa. En poco tiempo llegaria el, le daba verguenza ir a comprar un chupetin. - Que lastima- Penso, de seguro le encantaria.
Al entrar lo vio con un traje, anteojos, y el pelo recogido. Enseguida se paro en frente de ella, yl e dijo: -Que hace vestida asi?-
X siempre es tan confuso... - No Querias... que use un uniforme escolar?- Pregunto titubeando. Capaz respondia mal y se enojaban con ella.
- Y esa te parece forma de usarlo?- Se quejo X. Para su sorpresa, junto a el, en el piso habia un maletin. Del Maletin saco una tipica paleta escolar, y una regla. X amaba esa paleta, era fanatico de los castigos escolares eestado unidenses. 
Tomandola de la oreja, la llevo a una mesa. 
- Vamos a corregirte- afirmo, y la obligo a inclinarse sobre la mesa.
- El uniforme se usa como corresponde, esta claro? Pareces salida de un sex shop- Se quejo x. Y iba a protestar, pero sintio el primer chirlo. No se quejo, y permanecio en silencio. Una seguidilla de nalgadas con la mano cayeron sobre sus nalgas. Ella intento no quejarse, moviendose en el lugar, a pesar de que intentaba mantener la postura. Los chirlos caian una y otra vez en sus nalgas. 
-Date vuelta- Ordeno X. Y lo hizo, y el rapidamente le arreglo la camisa, abotonando prolijamente cada uno de los botones, Le ajusto la corbata, y le metio la camisa dentro del uniforme. A X le encantaba cierta cosa del morbo de los uniformes, la obligacion de usarlos correctamente, la forma en como te obligaba a adoptar el roll de "algo". En este caso, de una niña que necesita educacion y aprendizaje.
- Vas a buscar la paleta, y mientras lo haces, espero que pienses en como se debe usar el uniforme-
Un poco adolorida y confusa, "Y" obedecio. Pensando en mas bien con que iria a salir el ahora. Comenzo a sentir un poco de excitacion sin embargo. La nalgueada habia dolido, y ahora le esperaba un castigo peor. X noto esa excitacion... Pero era cuestion de paciencia. Preferia cocinarla a Y a fuego lento. 
Ella volvio a posicionarse, y el apunto con la paleta, tapando las dos nalgas.
Sono el primer azote en toda la casa, y ella se retorcio sobre la mesa del dolor. El dolor era agudo, la invadia. 
- 1 señor....- Dijo X.
- 1 señor...- Repitio Y. Y sintio como el proximo azote cayo fuertemente. Y continuo contando, intentando concentrarse mas en contar que en los azotes. A la decima vez, Y sencillamente se olvido por que numero iban. El dolor era intenso, y era dificil concentrarse por que numero iban.
Otra vez, desde 0- Sentencio X. La unica alternativa era concentrarse, resistir, y responder obedientemente. Y hizo su mejor esfuerzo, y finalmente llego a los 20 azotes, muy adolorida y agitada.
X Tomo una hoja, y la llevo a un escritorio, puso en frente una silla de madera. 
-Tenes 10 minutos para terminar la evaluacion- sentencio X. 
Y obedientemente se sento, no sin quejarse. Su cola ya se habia hinchado, y recien habia sido azotada. Sin mas vueltas, X, se alejo, mientras ella se dedicaba a leer su evaluacion. X sin embargo la vigiliaba y observaba atentamente. Mientras acomodaba sus anteojos, intentaba disimular su sonrisa sadica. Y se veia muy adolorida, el sabe que luego de ese castigo, hasta su bombacha la incomoda. Estaba agitada, nerviosa, sus mejillas continuaban sonrojadas. Y obviamente se encontraba excitada, muy excitada. El miedo a recibir otro castigo, frente a los resultados de la evaluacion la consumia. El miedo? Si, tambien sentia mucho morbo frente a la situacion. Deseaba equivocarse y ser castigada nuevamente. Pero sus nalgas aun ardian intensamente y no sabia si podria aguantarlo. Poco a poco, comenzo a caer en el roll de colegiala recien castigada, temblorosa frente a la posibilidad de otro castigo. X observo todo esto deleitado.... y si, el rolleo tiene su propio subspace, Y seguramente ya comenzaba a creerse la escena. Sin embargo, Y era inteligente, mas alla de todos esos ejercicios, podia manejarlos. X decidio encarar una decision. No pudo contenerse mas, y la sonrisa al fin se dibujo en su rostro. Camino hacia ella, viendo como apresurada, intentaba terminar rapidamente la evaluacion. Le quito la hoja,y le dijo: Asi que no hiciste nada?
El susto invadio a Y, ante eso. Tambien la excitacion. - P-Profesor, yo casi termino, y aun tengo tiempo....- Dijo Y suplicante. Casi terminas? Pregunto X sobre eso. Apoyo la hoja sobre la mesa, tomo una goma, y borro todas las preguntas del examen. - Para mi tu evaluacion esta vacia- Dijo X. Y se asusto, mientras el la tomaba de la oreja llevandola hacia otra silla. Ella se tomo la oreja adolorida, quejandose- Pero profesor, yo me estoy portando bien!!- Se quejo.
El la acosto, levantando sus piernas, y bajando su bombacha. Tomo la regla, y apunto hacia su cola, aun bien roja.
- Te estas portando bien, es cierto, por eso vas a ser castigada, por portarte bien- Explico X, y comenzo a nalguearla suavemente.
Y se sintio confundida ante esa respuesta... pero el suavemente, se convirtio en un "fuertemente" en cuestion de segundos. Y intento quedarse quieta, pero repentinamente se sintio mas sensible. Cada azote ardia mucho, la hacia moverse, comenzo a quejarse y gemir sin querer, Sus piernas empezaron a patalear dando una patetica imagen. - L- Lo siento! - Dijo Y, no tanto por "estarse portando bien" sino mas bien, por no poder resistir su castigo correctamente. X la ignoro, apuntando bien a sus muslos,  con la intencion de que no se siente en varios dias. Continuo aplicando la regla por toda su cola, hasta que termino. Levanto a Y, muy agitada, del brazo, y la llevo al rincon. Le puso las manos sobre la cabeza, y la hizo mirar a la union de las dos paredes. - Quietita ahi, y pensa en lo que hiciste- Dijo el. Si bien, la excitacion el dolor, aun la consumian, la orden era contradictoria, ¿Se supone que estaba siendo castigada por portarse bien? Al momento le cayeron sobre sus nalgas, dos violentas nalgadas. X amaba azotarla con su mano, era su instrumento favorito, podia ser una paleta, un latigo, y hasta un flogger. Al menos en su imaginacion. - No te dijeron que tenias que quedarte quieta mirando al rincon?- Pregunto el.
Ella continuo mirando, sin chistar. El azoto varias veces, y ella intento no moverse, no quejarse, solo concentrarse en manejar el dolor. Aunque intento evitarlo, dejo escapar un par de gemidos. - Acaso no pensaste en lo que te dije? Estas siendo castigada por portarte bien!- Bromeo el. Y se sintio confundida.... - No te dije que no te movieras?- Pregunto el. Pero si no me estoy moviendo!- ella respondio. - Ah, no? Y ahora?- Pregunto el, y le agarro fuertemente los senos. Ella se retorcio, y se movio hacia atras, chocando contra la pelvis de X. -Ves como si tye moves, mocosa?- Se rio el. Ahora entendio todo Y... Comenzo a humedecerse y a ponerse nerviosa frente a la situacion ilogica. El solo queria abusarse. Como si realmente se estubieran abusando de ella. - Dale, mira al rincon, quedate quieta- Dijo X, mientras la tocaba. Ella intento hacerlo, pero sus manos eran violentas. Cuando se movia, el la azotaba fuertemente. Cada azote dolia muchisimo, habia sido castigada con paleta y regla. Su cola habia tenido tiempo para descansar en el rincon, lo cual la habia preparado para recibir otro castigo. Encima, estaba hinchada por los paletazos. Dejandose llevar por el roll, dejo escapar un: Por favor no mas señor.... 
- Estas siendo castigada por portarte bien.... Sos tan nena buena, tan obediente, el amor de la clase... Quiero verte rebelde! Rebelate!- Exclamo, y comenzo a nalguearla fuertemente. Ella se quejo, moviendose en el lugar. Al dejar de azotarla ella se quedo quieta, sin saber que hacer. Obedecerlo o no? Permanecio mirando al rincon, y el comenzo a tocarla nuevamente. Cerro los ojos, intentando no moverse. Y el bromeo: Asi que seguis desobedeciendo? - L-Lo siento señor- respondio Y, asustada y sumamente excitada. El levanto su falda, bajo su bombacha, y la azoto varias veces. Y ya se encontraba muy sensibilizada, se quejo, se movio, intento no defenderse apretando sus manos. Hasta que el la penetro, ella se movio hacia atras, se retorcio del dolor, y del placer, apoyo las manos contra la pared agitada, mientras el la penetraba. Gimiendo , solto un grito y acabo.
 
Jajajajaja.... Al fin obedeciste.

jueves, 1 de noviembre de 2012

Yo y mis limes.

Ok, ok, ok, tengo que aprender a controlar mis ataques de frustracion. Uffff, soy un desastre. En fin. Luego de quejarme, quejarme, quejarme, y por sobre todo, quejarme, hice catarsis en una historia que pretende ser normal a lo que se acostumbra ver en el bdsm. PRetende, por que no me enfoque en los mil azotes , ni en las pinzas en las tetas, ni en las marcas en lugares prohibidos. No escribi ni una vez paf, ni detalle gemidos. Solo hice incapie en la baranda que tenia el dom que se sarpo con el perfume:


Historias Caretas Vol1 Una noche en deviant.

No hace mucho se conocian, o hace mucho, quien sabe. El se llamaba X, y ella Y, por que? Por quer me da fiaca buscar nombres. Era un sabado, normal, como cualquier otro. No habia eventos, y eso, estaba dentro de sus planes. No pretendia que hubiera mucha gente. El y ella se saludaron con un beso, como siempre. Ella portaba un adorable collar y su correa. Pero para el no representaba nada, en su macabra mente, una correa no genera morbo, si no esta tensa. Caso contrario, otorga demasiada libertad. 
Nunca faltaba lo que el llamaba "Before Care". Igual, en una pareja vainilla se llamaria "previa", pero ustedes saben, el ingles atrae. Besos van, besos vienen, ella de vez en cuando, apoyaba su rostro contra su pecho. La calidez la envolvia, paradojico, ya que no conocia corazon mas frio.
- Que hermoso perfume- Dijo Y..... Dijo muy mentirosamente. El perfume era muy fuerte, ella no sabia por que, era tan intenso que por poco le quemaba la nariz. 
El la ignoro, y continuo tocandola, libidinosamente. Pero algo lo molesto. Eso era dentro de todo normal, a X todo le molestaba. Todo estaba bajo orden, pero una tanga? Ella usaba una tanga. Y no estaba dentro de su estructura, que Y use algo que el no haya predeterminado.
- Por que usas esto?- Pregunto X.
Y se sintio confundida, la ultima vez que la uso, el se habia mostrado muy entusiasta. Pero X es capaz hasta de controlarle la ropa.
-U-Usted se habia .... Crei que le gustaba señor- Dijo Y temerosa. Razones tenia para estarlo.
- Asi que te gusta ser muy putita no? Te gusta que te vean?- Pregunto X. La pregunta tenia su propia respuesta, ya que el conocia a Y. Sin embargo, era una excusa. El la conocia tanto, que no necesitaba pregunta ni excusa. Las excusas lo divertian, era algo de placer ludico para su complicado cerebro.
Tomando la correa lo mas cercanamente posible al collar, la llevo al sotano, y la ato en la cruz de san andres. Y se lleno de morbo y anticipacion. Pero todo esto era predecible, parte de un ritual por poco. X queria mas. X sacudio en frente de los ojos de Y, un cartel, con una sonrisa perversa. El cartel decia " Putita en entrenamiento, practique con ella". Y sintio una mescla de sensaciones, cuando X se lo puso en la espalda. Luego de eso se vendo los ojos y se fue. Y sabia que habia mas personas en el sotano, no sabe si 3 o 5. Cree que eran... una pareja, un par de dom novatos en busca de carne, alguna que otra curiosa. En el bar de arriba, habia visto a varios. Con los ojos cerrados, e inmobilizada, solo podia pensar. No sabia cuanto tiempo habra pasado, hasta que un enorme ardor invadio sus nalgas. Se movio y gimio ante el azote, y lo siguieron varios mas. Intento concentrarse en reconocer el instrumento, pero audaces manos, comenzaron a invadirla. - Sera X?- Se pregunto.
Y de repente no sintio mas. La sensacion de ardor aun continuaba. Y la pregunta de quien habia podido ser perduraba. Hasta que sintio ese perfume... Ese que habia detestado, sintio manos recorrer su pelo, y de repente tomarlo. Su reaccion fue la de obedecer, el la guio firmente, sin intencion de lastimarla, solo de ofrecer un sublime espectaculo, fingiendo violencia. Hizo que Y observe el techo, y mordio su cuello, dejando marcas. Y odiaba esas marcas, era dificil disimularlas. X lo sabia, eso lo motivaba a generarlas. Igual X prefiere las marcas de castigo, no de goce. Pero bueno, algunas son involuntarias. Apreto con firmeza los senos de Y, haciendola gemir, apoyo su sexo contra las nalgas de Y, refregandolo vulgarmente. Sin embargo, X no pronuncio palabra. Ella supo que se fue, cuando su cuerpo tubo descanso, y ya no sintio su aroma. Al poco tiempo la invadieron nuevamente las sensaciones, tanto desagradables, y benevolentes. En toda su piel, en su sexo, pero no en su olfato. Cuando su olfato sentia el perfume de X, su corazon palpitaba, los nervios la consumian, su sexo se humdecia. Y casi siempre el cumplia con la anticipacion de Y. Casi siempre, por que su olfato no era tan audaz para distinguirlo siempre. El ambiente se comenzaba a infectar de todo tipo de aromas y olores. Y repentinamente, ella sintio como la tomaban del pelo, como la hacian observar el techo, otra mordida en su cuello, otra vez las manos apretando sus senos, otra vez, contra sus nalgas un bulto ajeno. ¿Ajeno? Y si, faltaba el aroma del perfume de X. Esto la hizo sentirse confundida, angustiada, comenzo a sacudirse, a gemirse a gritar, hasta que la venda, se le salio. En el sotano, solo lo vio a X, sin su camisa.
X fruncio el ceño, la observo fijo, y dijo: Te sacaste la venda e interrumpiste mi juego, sabes que significa eso?
 
 
 
Estas historias van a repetirse (o intentaran hacerlo) para contenerme en mis ataques de frustracion ( y no cagarla como por lo general lo hago)



@edit: Igual, seguramente me veria mas autoritario si mi avatar no fuera una nena jugando con su oso y sacando la lengua (?)

Hola, vengo a quejarme.

No entiendo por que todos insisten con que suba de 7 años y luego nadie opina <.< Ok, disculpen señores lectores. Ando rayado hoy. Asi que no, no es su culpa. Seguramente sea la mia, por ser un raro de mierda. Pero bueno, escribir es mi unica catarsis, y este es mi blog asi que jodanse u.u
Creo que hay un tema de babasonicos que dice que tengo que aprender a mentir o algo asi, ni idea, yo no ando con vueltas, digo lo que pienso y eso me trae problemas ._. Y no, no me conformo con ser una persona normal ._. Ni siquiera en el gran mundo "lleno de personas raras" que es el bdsm, puedo ser normal. No! Soy un jodido. En fin. Maldigo mi imaginacion. Pero que quieren que le haga, no.... no le veo la vuelta ._. Para mi el bdsm, o hasta ahora me parece una suerte de : Hola, nos juntamos y nos pegamos un poco.
Seguramente en seciones mas intimas, sera un mundo nuevo. Y si, si ves todo de lejos, no te enteras de las intimidades. Para mi, la dominacion, los juegos, son mas extensos. Y.....Y podria conformarme, con lo de crear 7 años 2.0..... De hecho, intente hacerlo, ya no me conforma. No se, me parece basico tambien. Quiero algo mas. Pero como ya dije, mi imaginacion es al pedo. Si fuera una persona normal, esto se solucionaria con pagar una puta, darle 3 chirlos, cojerla y listo. Pero no soy normal, soy un tipo mas limado que la mierda.
Entonces mi imaginacion crea escenas retorcidas, locas,y limeras. Desde la ternura y la dulzura del ageplay, hasta atar a una mina, y junto a mis amigos, rollear a que somos piratas, ella es una prisionera que atrapamos, y rociarla con wodka mientras la manoseamos, la fusteamos, y le lamemos las tetas. Yo que se, no me sale pensar normalmente, a todo debo verle una vuelta ._. En si, deberia crear una escena para todo. Sino, no le veo la gracia. Quiero convertir a una sumi en una obra maestra de la perversion!












Bah, no se, deberia conformarme, dejar de dar tantas vueltas e intentar ser normal ._.
Ah, los compenso con una imagen, ea :3

 
 
 
 
@edit: Me parece que en la subasta de esclavos del año que viene alguien va a sufrir -,-U Me harte de jugar al nene bueno.